domingo, 27 de noviembre de 2016

23 AÑOS EN LA CÁRCEL

Esta semana, concretamente el 24 de noviembre, ha muerto Marcos Ana.

Su nombre verdadero era Fernando Macarro Castillo pero el se lo cambió por un seudónimo formado con los nombres de sus padres, Marcos y Ana).  Nació en Alcoonada, un pueblo de Salamanca, el 20 de neero de 1920.
Fue poeta y, desgraciadamente, fue conocido como el preso político español que más tiempo ha estado encarcelado: 23 años estuvo preso por sus ideas políticas y por defender la democracia contra los golpistas de Franco. Entró con 19 años, en 1939 (al final de la Guerra Civil, provocada por la sublevación  de Franco contra el Gobierno democrático republicano) y fue liberado en 1961.
Consiguió sacar de la cárcel sus escritos y la famosa asociación Amnistía Internacinal presionó para lograr su liberación.

                                          (FUENTE: eldiario.es)



Cuando tenía doce o trece años dejó los estudios y se puso a trabajar como dependiente en una tienda, para ayudar a la familia. Durante la Guerra Civil luchó contra los sublevados para defender la democracia. En enero de 1937, su padre murió en un bombardeo de la Legión Cóndor sobre Alcalá. Fue encarcelado y torturado. Se le condenó dos veces a la pena de muerte pero fue conmutada por cadena perpetua. 

La vida en las cárceles franquistas era muy dura. Hambre, enfermedades, palizas y torturas, frío, Su poesía animaba a combatir la dictadura con la palabra y hacía un llamamiento a la liberación de los presos políticos. Sus poemas contribuyeron a hacerle conocido fuera de España y a desencadenar una campaña internacional por su liberación, en la que destacaron Rafael Alberti y Pablo Neruda, que consiguió su liberación el 17 de noviembre de 1961. 

Se exilió a Francia y viajó por Sudamérica y Europa contando su historia y lo que pasaba en la dictadura franquista. Pudo volver a España en 1976, una vez muerto Franco.

Se dedicó a escribir y a dar charlas para que no se olvide esa parte de la Historia de España que no viene en los libros. 
Recibió muchos premios tanto en España como internacionales.


Él mismo recitaba uno de sus poemas más conocidos: "Decidme cómo es un árbol" en el que nos habla de lo que supuso estar 23 años en la cárcel. De entrar casi como un adolescente, con 19 años, y salir como un adulto. Trata de todo lo que se perdió y nunca podría recuperar. 



Y si sus hijos no saben quién es Marcos Ana, quizás tampoco sepan que hace ochenta años hubo mujeres y hombres que lucharon contra el fascismo, algunos casi niños, como él. Y que decenas de miles fueron condenados a muerte, fusilados, pasados a garrote. A punto estuvo Ana, condenado a muerte dos veces. Quizás sus hijos han oído algo de la dictadura, pero no conocen cómo eran las durísimas cárceles de la posguerra, donde Marcos Ana se dejó 23 años. Porlier, Ocaña, Burgos. Repítanles la cifra a sus hijos: 23 años. Toda la juventud, entrar adolescente y salir adulto.
Si tienen edad para ello, cuéntenles también cómo torturaba el franquismo, las palizas que Ana y tantos antifascistas se llevaron en esas cárceles o en la Puerta del Sol madrileña, donde sigue sin haber una placa que los recuerde.
Cuéntenles a sus hijas e hijos quién es Marcos Ana, denles a leer sus memorias, para que conozcan cómo trabajadoras y trabajadores de todo el mundo fueron solidarios con los presos españoles y contra la dictadura. Todos esos países donde acogieron a Ana en los quince años que pasó llevando por el mundo la lucha por la libertad y los derechos humanos en España.

PARA SABER MÁS  LEER ARTÍCULO:  CUÉNTELES A SUS HIJOS QUIÉN FUE MARCOS ANA

5 comentarios:

  1. 23 Años es muchísimo tiempo y pensar que es solo por opinar diferente.

    ResponderEliminar
  2. ¡¡Lo mismo digo, pobre hombre!! ¡Y otros que matan a gente o hacen algún delito no les hacen nada, sólo un año de carcel como mucho!

    ResponderEliminar
  3. opino lo mismo que vosotras. El no ha hecho nada malo, solo defender sus ideas

    ResponderEliminar
  4. Chicas, estoy de acuerdo con vosotras. Por ejemplo casos de violencia de género, que sólo son 2- 3 años como mucho.

    ResponderEliminar
  5. ¿ Meterle en la cárcel por opinar ? Haber.... estamos en una etapa, en la que la gente "PUEDE OPINAR LIBREMENTE", y hay que dar gracias a que se puede.
    Vamos, una auténtica injusticia.

    ResponderEliminar